Entradas populares

Follow by Email

domingo, 4 de junio de 2017

UNA SUGERENCIA PARA LAS ORGANIZACIONES POLÍTICAS QUE QUIEREN SER CAPACES DE CAMBIAR LA SITUACION










TRADUCCION SISTÉMICA DE VALORES EN DISPOSICIONES ORGANIZATIVAS EN LA NACION INDIA DE LOS ONEIDAS.







Estamos acostumbrados a ver que los valores sean términos de mera mención formal y que las estructuras y funcionamientos de las organizaciones no se pretenda que respondan a los valores que se predican aparte. Aunque se afirme que la congruencia de las prácticas con los valores, afianzan la eficacia y el éxito de las organizaciones.

por ello, me ha parecido oportuno traer a colación un capítulo de Jamshid Gharajedaghi, un colega iraní-americano, en su libro SYSTEMS THINKING. MANAGING CHAOS AND COMPLEXITY (1.999) editado por Butrerworth/Heinemann.

Entre las aplicaciones prácticas del pensamiento de sistemas trabajadas por él, menciona el caso de la nación  india de los Oneidas, “uno de los proyectos más satisfactorio emocionalmente en que he trabajado”. El capítulo de 34 páginas, comienza definiendo las especificaciones deseadas, como conjunto de valores, para a continuación describir la arquitectura y el funcionamiento de los sistemas, de los que  la Nación Oneida, se va dotando.

Estos son los valores deseados



1.   Querríamos aprender de nuestra historia y combinarlo con los valores emergentes hoy para crear un modo de vida exitoso que pueda ser un modelo para otras comunidades.

2.   Quisiéramos crear un orden social que pudiera:



·       Estimular simultáneamente la integración y diferenciación social necesarias para promover la individualidad al mismo tiempo que sea consciente de la identidad colectiva.

·       Producir bienes y servicios eficazmente y distribuirlos equitativamente asegurando al mismo tiempo los intereses de las generaciones pasadas, presentes y futuras.

·       Identificar, desarrollar y hacer operativas competencias nucleares que nos distingan y nos den ventajas comparativas/competitivas.

·       Capitalizar sobre la esencia de nuestros valores nucleares y hacernos capaces de evolucionarlos en respuesta a los requerimientos de las realidades presentes y de los retos emergentes.

·       Estimular la apertura del sistema a nuevo  aprendizaje, experimentación y diversificación.

·       Proporcionarnos oportunidades para cuidar de nosotros y de aquellos incapaces de valerse por sí mismos para sus necesidades básicas.



3.   Querríamos ver que la Nación sirve a sus miembros y a su entorno de modo que:



·       Pudiera proyectar una identidad de grupo que genere compromiso interno y respeto externo.

·       Pudiéramos ser una cultura abierta con un deseo de compartir nuestra rica tradición con otros mientras intentamos aprender y comprender  otras culturas de modo que podamos crear relaciones mutuamente beneficiosas.

·       Pueda hacer un sistema educativo complementario que proporcione a cada miembro oportunidades de desarrollarse personal y profesionalmente y aspirar a su completo potencial.

·       Podamos crear oportunidades de empleo para cada miembro de nuestra Nación de modo que todos puedan ser productivamente activos en generar bienes y servicios que mejoren la calidad de nuestra vida.

·       Haya una plataforma para la participación y la interacción significativa entre nuestra gente, de modo que juntos podamos construir una nación integrada  con una visión compartida de un futuro deseado, en orden a empoderar líderes para perseguir y realizar efectivamente nuestos sueños.

·       Seamos un nación soberana con autodeterminación y autoconfianza libres de dependencias unilaterales.

·       Seamos socios iguales, del mismo peso, en cada tipo de relación que mantengamos con las autoridades locales, estatales y federales.

·       Seamos un vecino preferido en cada comunidad que escojamos para vivir, un cliente preferido para cada proveedor que elijamos, y un proveedor preferido para cada cliente que decida usar nuestros bienes o servicios.

·       Saquemos el máximo de de nuestros re cursos limitados subcontratando aquellos servicios ofrecidos con mejor coste/eficacia, sin imponer una vulnerabilidad indebida a nuestra Nación.

·       Logremos un balance entre el logro material y la

realización espiritual de nuestras vidas.






 Hasta aquí puede parecer que esto es lo mismo que muchas declaraciones que pueden leerse en otros sitios.

Lo que es diferente aquí es que el trabajo de J. Gharajedaghi con la Nación Oneida ha ido diseñando/implementando una arquitectura de sistemas que rige la dirección y el funcionamiento de la organización que asegura la realización práctica de los valores.

Y esto lo va haciendo en sucesivas iteraciones del método que él – y Ackoff – desarrollaron y titularon como DISEÑO IDEALIZADO. La arquitectura organizativa de la Nación Oneida consiste en siete dimensiones: cinco operativas – sistemas de aprendizaje, sistemas de negocio, servicios nucleares, entorno externo, sistemas de miembros – una de gobierno, y una judicial.

Probablemente, volveremos con la Nación Oneida profundizando en la que podemos aprender de algunos de sus sistemas.

Ahora, lo importante es que la organizaciones políticas reflexionen sobre la utilidad de la aproximación que aquí empiezo a describir, y la secuencia declaración de valores y traducción práctica a través de un método de diseño organizativo solvente, más allá de meramente los avatares de “circos políticos”.  
-----------------------------------------------------------------------------

Leer + en las páginas 155/189 de SYSTEMES THINKING. MANAGING CHAOS AND COMPLEXITY (1.999), de J.Gharajedaghi, editado por Butterworth/Heinemann; y en la documentaciones de los cursos-talleres NOPERDER/GANAR VOTANTES. EL ARTE DEL ACTIVISTA/LÍDER POLÍTICO y DIRECCION POLÍTICA CONSCIENTE PARA EMPODERAR REDES PARTIDARIAS.


No hay comentarios:

Publicar un comentario