Entradas populares

Follow by Email

sábado, 22 de octubre de 2011

LA "VENTA" DE UN GOBIERNO

La gobernanza más habitualmente practicada en las instituciones públicas, tiende a convertir al gobierno en el protagonista casi exclusivo de la vida política. En el límite, y exagerando un poco, el partido reduce su papel al de "palmero"del gobierno y prestador de servicios auxiliares en las campañas que concibe éste. Y la mayor parte de la comunicación política, dentro y fuera de las campañas electorales, se dedica a vender lo mucho y bien que se ha hecho y lo más que se hará. Los protagonistas son los gobiernos y sus políticos.
Esta "venta" entraña una simplificación de la realidad que lleva aparejada una merma de la eficacia política, en la que, con frecuencia pueden encontrarse dónde y cómo se han ido perdiendo votos fondos y voluntarios:
  • El "producto político" que se intercambia con los votantes - y con todas las redes partidarias que consiguen su compromiso - no puede ser exclusivamente la entrega de unas prestaciones.Aunque alguna de ellas pueda ser importante para algunos votantes, la decisión siempre vendrá influida a la vez por otros motivos de voto/no voto, como ya hemos visto - la ideología y los valores de proceso que se deducen de los comportamientos publico y de relación de gobiernos y partidos.
  • La venta de las prestaciones realizadas o por realizar, y la venta de los candidatos por su capacidad de prestarlas, va a dejar fuera a una buena proporción de votantes. Incluso, sin tener en cuenta que, con frecuencia, muchas de esas prestaciones no encajan con las preferencias de los votantes, debido a cómo se han decidido.
  • Esta "venta" comete también otro error - que también se suele observar en otras ventas. Utiliza una comunicación para contar lo realizado y por realizar, y en procurar presentar lo más frecuentemente posible la imagen y las palabras de sus actores, los políticos. En esa comunicación hay muy pocas referencias a los votantes, y cómo éstos pueden vivir las presuntas mejoras en todas las dimensiones de su calidad de vida, no sólo las materiales.
  • El potencial de vivencias de los votantes que se pueden encontrar en los "focus group" se suele perder en la simplificación que hacen de ello los diseños de las encuestas al uso, como apuntábamos más arriba, y los procesos de elaboración de políticas y su comunicación, asociados a las campañas centradas en el candidato y convertidas en "ventas masivas".
Ahora, a partir de algunas lecturas apresuradas de observaciones científicas interesantes, se va hablando de una comunicación política que cuente historias. Pero se insiste poco en que las historias que pueden interesar a los votantes son sus propias historias. Y, aún más, esas historias suyas contadas tal y como ellos las viven. Utilizar a narradores buenos en cualquier medio de comunicación, sin haber escuchado suficiente número de historias de los votantes, no es el camino, salvo que el narrador las haya escuchado por su cuenta. Si no se puede llegar, como mucho, a contar bellas historias sobre los políticos, que corren el riesgo de ser apartadas como ¡propaganda! por los votantes.

Fragmentos del capítulo 2 "Contraste con prácticas bastante habituales" del libro COMO GANAR (Y PERDER) VOTANTES. Puede descargarse libremente - un PDF de 193 págs.- en www.fcampalans.cat

No hay comentarios:

Publicar un comentario